Mitos y realidades sobre la vacuna contra la influenza

Todas las personas se encuentran expuestas al no vacunarse, por ello es importante estar bien informados y protegidos

Al paso del tiempo se ha presentado información errónea en relación a la vacuna contra la influenza, cuestión  que ha generado renuencia a la aplicación de la vacuna en diferentes grupos de la población.

Por tal motivo la Secretaría de Salud de Chihuahua da a conocer información oficial y verídica, a fin de acabar con los mitos que en torno al tema, y con ello sensibilizar a las personas sobre los riesgos de no tener tal biológico.

Una de las creencias más escuchadas en la actualidad, es que al aplicarse la vacuna contra influenza, se adquiere el virus y por ende, la enfermedad, sin embargo, la realidad muestra que debido a la composición de la vacuna, no se desarrolla la enfermedad, sino que protege de la misma al organismo.

También se ha mencionado que la aplicación del antiviral pudiera perjudicar el embarazo, lo cual es falso, ya que las mujeres embarazadas están en mayor riesgo de presentar complicaciones derivadas de la influenza, tales como neumonía, infecciones y deshidratación, por lo que vacunarse es esencial y forma parte de los cuidados prenatales recomendados.

Por otro lado, se piensa que una persona sana o saludable, no necesita la vacuna, situación alejada de la realidad, ya que cualquier persona puede contagiarse de esta enfermedad, sin importar su condición económica, social o física.

Otro de los rumores falsos es que la vacuna contra influenza que se aplica en los Estados Unidos, es más confiable que la vacuna mexicana, ya que ambas se elaboran en el mismo laboratorio, lo que significa que se trata del mismo biológico y esta creencia se debe a que su aplicación tiene un costo, sin embargo, en todas las entidades federativas de México, su aplicación es gratuita.

Otra de las creencias populares es que el antiviral ya no es necesario en años posteriores, si ya fue aplicada en los pasados, dato incorrecto, puesto que cada año los virus de la gripe mutan, por lo tanto, el inmunológico cambia año tras año, es decir, las cepas que conformaron la vacuna en el 2019, no son las mismas que las del 2018, de ahí deriva la importancia de aplicarse la vacuna cada año, para obtener protección.

Es importante destacar que todas las personas se encuentran expuestas al no vacunarse, es por ello que se recomienda la vacunación anual contra la influenza a todas las personas a partir de los 6 meses de vida, en especial adultos mayores, niños, personas con enfermedades pulmonares crónicas, y mujeres embarazadas, sin importar su edad gestacional, entre otros.

Comments

comments